Artículo

La Depresión

03/10/2014

¿Qué es la depresión?, básicamente, un trastorno del estado de ánimo.La depresión, tiñe de un color oscuro toda nuestra vida, a tal punto, que interfiere severamente en las relaciones afectivas, laborales o sociales, llegando incluso a incapacitar completamente a la persona que la padece.

 

Este trastorno es más frecuente en el sexo femenino, en una proporción de cinco mujeres por cada dos hombres. Sin embargo, también se presenta en niños de ambos sexos y en adolescentes, que muestran conductas antisociales, drogadicción, dificultades escolares, y alta sensibilidad frente al rechazo amoroso.

 

Pero, ¿cuáles son sus causas?, puede decirse que éstas son múltiples, pero generalmente son encabezadas por una o varias pérdidas, ya sean afectivas, de seguridad, de economía, de salud, etc. Cualquier pérdida que impacte en nuestras vidas y que no sea resuelta efectivamente puede acarrearnos estados depresivos y hasta la llamada “depresión mayor” si no se atiende a los primeros síntomas.

 

La persona en estado depresivo presenta algunas conductas muy precisas:

 

Pierde el interés en casi todas las actividades usuales, y en lo que antes le ocasionaba placer.

 

Dice estar triste, desesperanzado, desanimado. A menudo recurre a expresiones como "me siento dentro de un hoyo", o "creo que toqué fondo".

 

Hay trastornos del apetito, generalmente por disminución del mismo, con significativa pérdida de peso. Otras personas muestran un aumento del apetito y del peso. En el caso de los niños, tienden a dejar de comer.

 

Son comunes los trastornos del sueño: dificultad para quedarse dormido, sueño interrumpido, o bien demasiado sueño (hipersomnio).

 

El aspecto psicomotor sufre alteraciones: hay agitación, incapacidad para permanecer tranquilo, estallidos de quejas o gritos.

 

En el otro extremo de esta actitud, hay lentificación psicomotora, que se traduce en un hablar pausado, y movimientos corporales lentos. En los niños se observa una importante disminución de la actividad habitual.

 

Casi invariablemente decae la energía. La persona experimenta una fatiga constante: hasta la más pequeña tarea puede parecer difícil o imposible de lograr.

 

A esto se agregan sentimientos de minusvalía: el individuo cree que todo lo ha hecho mal, y recuerda sus errores magnificándolos. Se reprocha incluso mínimos detalles, y busca en el ambiente cualquier signo que refuerce esa idea de que él no vale nada. Hay sentimientos de culpa, igualmente exagerados, sobre situaciones presentes o pasadas.

 

Es frecuente que la persona tenga dificultad para concentrarse y que le cueste tomar decisiones, o recordar nítidamente algunos eventos.

 

Se presentan pensamientos constantes sobre la muerte, que incluso llevan a elaborar ideas suicidas. Puede sentir miedo de morir, pero está convencido él o ella que los demás estarían mejor si falleciera.

 

Asociado a la depresión está el llanto frecuente, con sentimientos de angustia, irritabilidad, mal genio, preocupación excesiva por la salud física, ataques de pánico entre otros problemas psicosomáticos.

 

La depresión es un padecimiento que puede llevar a una persona incluso al suicidio por eso es tan importante que sepa que este transtorno es TRATABLE, que nadie debe de acostumbrarse a vivir laspsos depresivos frecuentes. Pero también debe saber que para superarla, no debe hacerlo SOLA, es preferible la ayuda profesional.

 

Estela Durán Mena, Ph.D.

Please reload

© 2019 por CEPBREHI. Todos los Derechos Reservados.​